Santa María del Oro, paraíso en el olvido.

 

La laguna de Santa María del Oro vista desde el mirador

Santa María del Oro está en Nayarit, a 30 minutos de la entrada a Tepic. Es un pueblo que se divide en dos partes: El pueblo como tal y la laguna, ahí está lo bueno. En lo personal he tenido oportunidad de ir dos veces; La primera por que más de una persona en Guadalajara (que está a dos horas y media) me lo había recomendado para ir de fin de semana, así que fui con mi novia a conocer y nos encantó. La segunda por que mi hermana recientemente se casó ahí. Una terraza con vista a la laguna desde lo alto del mirador, muy buena decisión por cierto.

¿Que tiene de paraíso?

Déjame describírtelo. Pasando el pueblo (que en realidad no tiene mucho) sigues por el camino y unos 10 minutos después alcanzas el mirador. Cuando te paras ahí es cuando te das cuenta de que estás en la orilla de un cráter. Según dicen los locales, toda el área solía ser un volcán. Pero en lugar de ver lava o tierra o nada en el cráter, ves una hermosa laguna, rodeada de abundante vegetación. Una vista maravillosa.

Después de unas cuantas fotos para tus redes sociales, sigues adelante y bajas por un camino muy curvo durante unos 15 minutos hasta la laguna. Ten cuidado porque es un camino angosto de doble sentido, ni de chiste pienses en irte caminando por ahí. Al llegar hasta abajo lo primero que ves es un «malecón» recientemente arreglado por el gobierno. Tiene su respectiva publicidad turística claro. De ahí puedes ir hacia ambos lados, pero casi todo está hacia la derecha.

Dos personas sobre kayaks en la laguna de Santa María del OroObviamente la atracción principal es la laguna y las actividades que puedes realizar en ella. Pasearte en lancha, rentar kayaks, practicar surf de remo o Stand up paddel, etc. Hay una parte rocosa que la gente utiliza para lanzarse clavados, incluso hay una cuerda sobre un árbol que puedes usar como liana para llegar más lejos. Muy divertido por cierto.

Corina y yo practicando el surf de remo en la laguna de Santa María del Oro

Corinna y yo practicando el surf de remo en la laguna.

Todo es MUY tranquilo. Es uno de esos lugares perfectos para relajarse, desconectarse verdaderamente del mundo y el estrés. La primera vez que fui había muy mala recepción de celular y ni se diga del Internet. Estaba muy frustrado en ese momento por que quería jugar Pokémon Go y  no podía. Estaba emocionado porque pensaba que habría Pokémons raros de agua pero no, nada. Además de mi ya conocida adicción a estar en redes sociales con el teléfono en la mano todo el tiempo. En aquella ocasión nos hospedamos en un rancho, maravilloso. Pero como era de esperarse no había WIFI. En pocas palabras el lugar me forzó poco a poco a dejar mi ansiedad de estar conectado y empecé a disfrutar de la naturaleza, la buena compañía y las aventuras que Santa María del Oro tenía para nosotros. Uno de los mayores regalos que nos dio esa visita fue la primera noche en el rancho, cuando el sol se fué por completo y no había mucha luz artificial. De repente en el aire comenzaron a brillar pequeño focos blancos que parpadeaban y se movían, muy similar a luces de navidad, pero mucho mejor. Miles de luciérnagas nos regalaron un espectáculo increíble y nadie nos dijo nada. No estaba en la publicidad del pueblo en Internet, ni en la del rancho ni en ningún lado. Fue una completa sorpresa y una muy buena.

Vista de la laguna de Santa María del oro desde la orilla.

La vista desde la orilla de la laguna.

En pocas palabras. Es un lugar paradisíaco que te ofrece una verdadera experiencia de relax y está muy cerca de ciudades grandes, escondido en el fondo de un volcán. Y por alguna razón no es tan popular, así que por lo general no hay mucha gente, lo que hace la experiencia aún mas relajante. Un lugar perfecto para irte un fin de semana con los amigos y rentar una casa para ustedes solos cerca de la laguna. Los precios en general son muy accesibles aunque claro tiene sus lugares de lujo. Diversión para todos los presupuestos.

 

¿Paraíso en el olvido?

El que esté tan aislado y no haya tanto flujo de gente también tiene sus desventajas. Una muy notoria para nosotros fue que después de las 6 de la tarde todo está prácticamente cerrado en la laguna. No hay un solo bar o antro para divertirse de noche y cuando le preguntas a los locales te dicen que vayas hasta Tepic, imagínense. Los restaurantes también están cerrados, así que cuando caímos en cuenta de lo que estaba pasando. Compramos una botella de Tequila y algo de comer en la única tiendita abierta (que estaba a punto de cerrar) e hicimos nuestra propia fiesta en el rancho, Jugando futbolito, escuchando música del celular y tomando un shot de tequila cuando perdíamos un juego. Gran noche.

Un pensaría que el lugar estaría plagado de negocios de renta de lanchas y actividades acuáticas. Pues no. Hay solo una tienda de artículos acuáticos y está bastante vacía. Con decirles que ni siquiera pude comprar una playera de mi talla, y no por que esté gordo (que si lo estoy) si no porque tenían casi puras cosas para niños. Es más, ni siquiera chanclas de adulto había. Tuve que andar descalzo un buen rato para no arruinar mis únicos tenis. En aquella primera ocasión encontramos solo una persona que rentaba tablas de surf de remo y sólo tenía dos. Eran de muy buena calidad y pudimos disfrutar por primera vez de esa experiencia que también les recomiendo mucho. La segunda vez que fuimos quisimos repetir la gran aventura del surf de remo pero no pudimos encontrar a este muchacho por ningún lado, no estaba en su lugar habitual y al preguntar por el la gente te mandaba a donde se suponía que debía estar. Tuvimos «suerte» de que en la posada donde nos estábamos quedando ahora rentaban kayaks, bicicletas y las tablas que queríamos, o eso pensamos. Fue terrible. Para empezar no está pegada a la laguna así que hubo que llevarlas cargando, y eran muy pesadas, y luego descalzo en la tierra y las pierdas. Estuvo feo. Y ya en el agua, nunca me pude parar en la tabla porque se hundía. Así que me frustré mucho y me puse de mal humor. Después nos dimos cuenta de que estas tablas (de plástico) estaban huecas y que por un orificio donde debía de llevar una tapa se estaba metiendo el agua. De milagro no se hundió y se fue al fondo de la laguna. Analizando la situación concordamos en que las tablas de la vez pasada eran profesionales, de madera y  no tuvimos ningún problema para ir hasta el centro de la laguna, lanzarnos a nadar y regresar a la orilla después de una hora de paseo. Y en esta ocasión pues ya les conté que estuvo feo. Lo barato sale caro amigos.

Cuando estás en la laguna de Santa María del Oro de verdad no puedes creer que no haya tal o cual cosa siendo un lugar tan maravilloso. Te dan ganas de invertir el dinero que no tienes en poner un bar decente que funcione en la noche y piensas, siendo el único bar en la zona pues nos haríamos ricos. Tal vez así sea. Pero nadie lo hace. Así que te conformas con lo que hay y te adaptas, le sacas jugo a las cosas buenas que tiene que ofrecer, que son muchas.

 

¿Donde hospedarse?

Rancho la querencia

Zona principal del rancho la querencia

Jardín principal del Rancho.

Como opción más barata recomiendo este rancho. Esta a 5 minutos de la laguna (en carro) pero vale mucho la pena aunque no esté sobre la avenida principal. Tiene pocas habitaciones que van desde los 250 pesos la noche (o por lo menos así estaban cuando yo fui). Es un lugar muy bonito. En lo mas lejano de la propiedad, bajando por unos escalones de piedra, pasa un río al que también tienes acceso. Se aceptan mascotas (yo llevé a mis dos perros). Cuenta con billar y futbolito además de un impresionante y hermoso jardín que abarca la mayoría de la propiedad. Y como ya mencioné, si tienes suerte, puedes disfrutar de un gran espectáculo de luciérnagas por la noche.

Santa María Resort

Un hombre de espaldas al borde de la piscina mirando la laguna y unas palmeras

Mirando la laguna desde la alberca del Resort.

Si van en plan mas lujoso entonces recomiendo el Santa María Resort. Tiene habitaciones y cabañas bastante lujosas para 2 personas o familias completas. Cuenta con alberca, vista a la laguna, te prestan kayaks sin costo adicional, restaurante dentro del hotel e instalaciones de primer nivel. Los precios de las cabañas rondan alrededor de los 3500 pesos por noche, pero puedes ver la información completa en su página. Si eres de los que paga a meses sin intereses te recomiendo que reserves mediante Booking , a menudo tienen este tipo de beneficios y este hotel es uno de los pocos disponibles (ya sabes, lugar remoto). Personalmente lo siento más fácil que estar hablando por teléfono. Pero tu decide.

 

Estos son los lugares que yo conozco y que a mi me gustaron. Como te decía puedes checar otros lugares en sitios de viajes como Booking.com o TripAdvisor (En los banners de la derecha) para alojamiento y actividades que se vayan agregando con el tiempo. Ojalá sean muchas porque este lugar tiene todo el potencial.

Eso es todo por hoy, ojalá te animes a visitar Santa María del Oro y que la información te sea útil. Gracias de antemano por compartir mis artículos, eres bien cool. Nos leemos luego 😉

¡Chadmax out!

Chadmax

1 Comment

Mr WordPress

Hi, this is a comment.
To delete a comment, just log in and view the post's comments. There you will have the option to edit or delete them.

Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.