10 Cosas que me sorprendieron en Brasil – Una chilanga en Brasil

                               UNA CHILANGA EN BRASIL

 Para muchos extranjeros Brasil es un destino obligado en la lista de deseos, automáticamente pensamos en: Sol, playa, música, carnaval, fútbol y gente preciosa.

Viajero Cool te propone conocer más este país latinoamericano y su cultura.  Aquí te dejo los 10 curiosidades de Brasil que más me sorprendieron.

 

1. BOTECOS

Si deseas tomar un drink en Brasil, no encontrarás el típico bar que todos conocemos. Para beber y hablar con los amigos por un precio accesible tendrás que dirigirte a los sitios conocidos como ‘boteco’ (también ‘buteco’ o ‘botequim’). Es un tipo de tienda de abarrotes donde se venden a bajo costo diferentes aperitivos como papas fritas, frutos secos, sándwiches y cervezas embotelladas. Te dan tú cerveza con su propia funda térmica para disfrutar individualmente de tu bebida bien fría. Normalmente tienen un espacio pequeño con mesas y sillas plásticas fuera del local y lo mejor, ¡Se puede beber en la calle ! y por un bajo costo de $8.00 o $9.00 reales.

2. PERSONAS ABIERTAS

Los brasileros, como se dice allá, son conocidos por ser abiertos, y su espacio personal de distancia respecto a otra gente no es tan amplio. Por lo tanto, algunas personas pueden sentir un poco de incomodidad cuando algún brasilero se acerca demasiado para hablar. Al mismo tiempo, se saluda con uno o dos besos (y a veces hasta tres), dependiendo de la región del país.

3. SEM-ABRIGO

Una de las cosas que más me sorprendió al llegar a São Paulo fue que hay muchas personas sin hogar, muchas más que en México. Viven en casas de campaña sobre las avenidas principales y por lo general es gente joven ya que pocas veces vi a niños o a abuelitos. Una experiencia dura la realidad económica que llevan, además de la pandemia.

4. GUARDANAPO

Los extranjeros que visitamos Brasil solemos tener «problemas» con las servilletas en los restaurantes del país. Éstas son parecidas a un papel encerado, que más bien parece que tiene grasa y no ayuda mucho a limpiar los labios o los dedos. Cuando le agarras la maña descubres que son útiles para cubrir los dedos para tomar una  rebanada de pizza o un sándwich.

5. El «-inho/a»

El sufijo diminutivo «-inho/inha» a menudo se usa después de los nombres o palabras en portugués para expresar más cariño, porque como buenos latinos son gente muy cálida por ejemplo: bonitinha (bonita), obrigadinho (gracias), Ronaldinho (Ronaldo).

6. EXERCÍCIO

Tienen una cultura del ejercicio impresionante, desde las 5:00 am que amanece hasta la 1:00 am hay gente haciendo ejercicio. Hay pistas para correr o andar en bici por toda la ciudad, puedes ver a gente de todas las edades usando los aparatos de ejercicio que hay en cada esquina.

También puedes relajarte y disfrutar de la sombra de los numerosos árboles del parque Ibirapuera. Ideal para una sesión de yoga, o simplemente, para terminar un libro.

7. SANTOS

 Es conocida por tener el mayor puerto de América latina, con más de siete kilómetros de extensión. Santos es famosa mundialmente por tener el mayor jardín junto a la playa y alcanzó fama mundial al ingresar en el Libro de Récords Guiness como sede del mayor jardín decorativo del mundo.

Si vas a Brasil definitivamente tienes que ir a la playa en Santos, ¡fue mi favorita!

 8. SÃO PAULO

 Cuando pensamos en São Paulo, lo primero que nos viene a la mente es la idea de una ciudad de negocios muy ocupada. De hecho, São Paulo es la ciudad económica más importante de Brasil y Sudamérica. Pero a mí como mexicana lo que más me impresionó fueron sus rascacielos. Tienen edificios muy altos y lo mejor es que los brasileños no sufren de temblores, terremotos o huracanes, ya que su país no está situado en una frontera de placas tectónicas. Así que es totalmente seguro vivir en el piso más alto de alguno de esos edificios.

 

9. COMUNIDAD JAPONESA

 Liberdade es un barrio turístico de la ciudad de São Paulo. Es como viajar en el tiempo donde cambia la cultura drásticamente. Está situado en el distrito de Liberdade y parte del distrito de Sé. Es conocido como la fortaleza más grande de la comunidad japonesa en la ciudad, que, a su vez, reúne a la comunidad japonesa más grande del mundo.

 

10. ¡El INVIERNO ES VERANO!

 Si ya estás empacando tu traje de baño, el bloqueador y el sombrero de ala ancha, te recomiendo checar primero en qué estación del año irás para que no te vaya a pasar como a mí que fui en Noviembre y no paraba de llover.

Con todo y lluvia la ciudad te envolverá en su encanto pero siempre es mejor ir preparado para el clima.

Verano: del 21 de diciembre al 21 de marzo. Otoño: del 21 de marzo al 21 de junio. Invierno: del 21 de junio al 23 de septiembre. Primavera: del 23 de septiembre al 21 de diciembre.

 

Así que empaca tus shorts, elige tu lugar favorito, cómprate unas havaianas y disfruta de la vida cotidiana en Brasil. Visita ciudades coloniales como Ouro Preto, las ciudades más costeras y los pueblos de montaña, no te olvides de Río de Janeiro y São Paulo que durante cientos de años, la cultura brasilera ha estado formada por personas con un patrimonio étnico y cultural muy diverso del cual te vas a enamorar como yo, que ahora me considero Paulista. 

 

Zua Grecia

Actriz, guionista y viajera empedernida.